Tres meses han pasado ya sin que el nuevo presidente de Estados Unidos, Joe Biden, llame al presidente de España, Pedro Sánchez. Una muestra más, como ha recordado el portavoz de VOX en el Congreso, Iván Espinosa de los Monteros, de la pérdida de peso de España en la escena internacional.

«Cuatro días, cuatro, tardó Obama en llamar a Rodríguez Zapatero. Con Trump a Rajoy se retrasó más de un mes… y se habló mucho, y con razón, de la pérdida de peso en la escena internacional. Pero es que ahora llevamos tres meses». La realidad, ha continuado Espinosa, es que España ha perdido su prestigio internacional. «Lo sabe bien su ministro de Ciencia, que perdió la  candidatura para presidir la Agencia Espacial Europea; su ministra de Exteriores, que perdió la nominación para presidir la Organización Mundial del Comercio y, usted misma -ha dicho Espinosa a Calviño- como ministra de Economía y que optaba a la presidencia del Eurogrupo».

Pero lo peor, ha señalado el portavoz de VOX, es que quienes sufren esa pérdida de peso internacional son los españoles. «En Europa la debilidad de este Gobierno la han sufrido nuestros agricultores con los recortes de la PAC.

En el Magreb hemos recibido un golpe durísimo a una política de décadas con el reconocimiento de EEUU sobre la soberanía de Marruecos en el Sáhara Occidental y en Gibraltar han claudicado sin presentar batalla a aquello por lo que los españoles llevamos luchando desde hace 300 años». Y hoy, ha explicado Espinosa en referencia a la celebración de la Cumbre Iberoamericana, tenemos a Maduro en lugar de a Guaidó. «Nos llevan a una pérdida de credibilidad de España en la Iberosfera con sus salvamientos millonarios a aerolíneas vinculadas al chavismo».