“Instamos a Trinidad (Ciudadanos) a que abandone la equidistancia y haga respetar las instituciones y a todos los diputados”. Esa es la finalidad del escrito que VOX ha remitido a la Mesa de la Asamblea de Madrid para solicitar a su presidente que impida los ataques violentos contra sus diputados.

“Hay portavoces de la izquierda que solo buscan notoriedad mediática y que van agravando cada vez más los insultos y los ataques hacia los portavoces de VOX, ejerciendo verdadera sobre nosotros. Nos acusan de cosas gravísimas y eso es intolerable”, denunció Rocío Monasterio en la rueda de prensa posterior a la Junta de Portavoces. “Nosotros siempre adoptamos la actitud de sonreír, pero instamos al presidente de la Mesa a que expulse a aquellos diputados que cometen tales agresiones, por respeto a las instituciones y a todos los diputados: tenemos derecho a hablar y a que las instituciones no se degraden”, exigió.

De otro lado, la portavoz de VOX anunció una de las propuestas que se debatirán en el próximo pleno de la Cámara, el 3 de diciembre. Se trata de una PNL para acabar con la discriminación de las personas con discapacidad en la Ley del aborto, como vienen reclamando numerosos colectivos desde hace años. “Se trata de un tema de igualdad ante la ley de todos los españoles”, recordó Monasterio, que especificó que se trata de “eliminar la discriminación que existe en el derecho a nacer de los niños con una discapacidad como el síndrome de Down”.

Así, el Ejecutivo regional deberá instar al Gobierno nacional a modificar la Ley orgánica 2/2010 de 3 de marzo, de Salud Sexual y Reproductiva y de la Interrupción Voluntaria del Embarazo para eliminar la discapacidad como causa legal de la interrupción del embarazo para que los plazos -de hasta 22 semanas- no sean causa de discriminación.

Asimismo, VOX exige a la Comunidad de Madrid que refuerce los protocolos en hospitales para informar, ayudar y acompañar a los padres que van a tener un bebé con discapacidad. “Que sepan que tienen el apoyo de toda la sociedad”, concluyó.