Según la información a la que ha tenido acceso Europa Press, el vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias, llevará al próximo Consejo de Ministros un real decreto para destinar 10 millones de euros para la acogida de menores extranjeros no acompañados. Además, Iglesias buscará acuerdos con todas las Comunidades Autónomas para incentivar a sus administraciones a invertir fondos para los centros de acogida de inmigrantes.

El Ejecutivo de Sánchez no es el único en incrementar las ayudas para este tipo de centros. En septiembre de 2019, VOX denunció la gestión del Gobierno de la Comunidad de Madrid liderado por Isabel Díaz Ayuso por la inversión de 24 millones de euros para centros de acogida de ilegales. Dicha inversión, produjo una ampliación de 120 plazas para inmigrantes en Madrid.

Desde la puesta en marcha de estos centros de menas, el índice de delincuencia ha ascendido hasta alcanzar niveles históricos. Un claro ejemplo es el que se vive en los aledaños del centro de acogida de Batán, donde el incremento ha sido de un 611% .

Los vecinos residentes en los alrededores de estos centros de menas denuncian que se encuentran en una situación insostenible y advierten que no pueden llevar una vida con normalidad.

La líder de VOX en la Comunidad de Madrid, Rocío Monasterio, lleva tiempo advirtiendo de la actitud tanto del gobierno de la Comunidad de Madrid como del ejecutivo de Sánchez e Iglesias que, en vez de invertir fondos públicos en defensa de nuestros compatriotas azotados por la crisis económica, sanitaria y social, destinan millones de euros en aquellos que se encuentran en situación irregular y cometen delitos en nuestro territorio.

El pasado mes de septiembre, el presidente de VOX, Santiago Abascal, visitó junto a Rocío Monasterio, el barrio de Batán, para conocer de primera mano los testimonios de los vecinos afectados por los centros de acogida de ilegales. “Es una situación absolutamente insostenible y nosotros venimos aquí a denunciarlo, a visibilizarlo y a decir que en España no queremos recibir a nadie más que venga a delinquir y no sea capaz de integrarse. Deben ser expulsados inmediatamente”, aclaró el presidente de VOX a algunos medios que se congregaron en Casa de Campo.

VOX exige en sus 100 medidas para la España Viva la expulsión de todos los inmigrantes ilegales, pero también la expulsión de aquellos que, siendo legales, hayan cometido delitos graves en nuestro territorio. Nuestra formación siempre estará con aquellos compatriotas que sufren las consecuencias de estos focos de delincuencia e inmigración ilegal y exigirá seguridad y protección para los barrios.